¿NOS PARECEMOS A NUESTRA MADRE?

CUANTO NOS PARECEMOS A NUESTRAS MADRES

Te as preguntado alguna vez, ¿cuanto es que te pareces a tu madre?

Ah esa persona que ha dado siempre todo por ti, que esta ahí para los malos y buenos momentos, la que llora cuando tú lloras y la que ríe cuando ríes, alguna vez nos hemos puesto a pensar, ¿porque nuestra madre hace todo por nosotros sin pedir nada a cambio?

Esa madre que aun habiéndote independizado nos sigue cuidando y ayudando en todo lo que pueda, alguna vez hemos pensado ¿porque siempre decimos que madre no ahí mas que una?

Y tenemos razón, madre solo AHÍ MAS QUE UNA.

Por eso quiero ser como ella en un futuro porque es la mujer más especial del mundo entero, la que hace las cosas por el bien de un hijo.

 Y con la boca bien llena digo que:

ME ENCANTARIA PARECERME A MI MADRE.

Así que aquí os tres diferentes forma de verse madre e hija para que miréis cual de esas tres os reflejáis mas.

 ERES MUY PARECIDA A ELLA

No hay mucho más que decir cuando dos personas se sienten tan cercanas. El vínculo con tu madre es verdaremente estrecho y además te pareces mucho a ella. Hacéis muchas cosas de la misma manera y, en pocas ocasiones, no estáis de acuerdo. Además te encanta pensar que os parecéis mucho.

¿Y por qué no? Admiras a tu madre y te gustaría seguir sus pasos. Piensas que tu madre es una gran mujer, sigues sus consejos y las cosas te suelen salir bien. Además tu madre te conoce muy bien y es la persona que más te apoya.

Puedes confiar en tu madre para contarle cualquier secreto, ya que tu
madre se ha convertido en una de tus mejores amigas.

 

 TE PARECES SOLO EN LO BLANCO DEL OJO

No te pareces en nada tu madre y, por eso, discutís a menudo. Es difícil que cambies de opinión. Estás reflexionando para encontrar maneras de vivir  y pensar qué es lo mejor. ¿Qué tenéis en común? Bastante poco. Y lo que tenéis en común no es precisamente lo mejor.  Tu quieres valerte por ti misma y cortar el cordón que te une a los padres con el fin de encontrar tu propio camino.

Tu madre normalmente está alerta y tiene una actitud crítica. Esto no suele ayudarte, sino más bien molestarte.

Normalmente suele aconsejarte algo aunque luego tu hagas lo contrario. Pero esto no es necesariamente malo. Quieres a tu madre pero eso no significa que no tengáis maneras

diferentes de ver y planificar la vida. No te preocupes porque siempre y cuando os queráis, habrá buen karma entre vosotras.

 

 TE PARECES EN ALGUNAS COSAS

No sois como dos gotas de agua pero te pareces en algunas cosas. Tu madre es tu madre y eso es algo bueno. Siempre está ahí cuando la necesitas pero también te deja vivir en paz si es lo que quieres. A pesar de que admiras a tu madre en muchos aspectos de la vida, no siempre sigues su pasos.

Y, la verdad, es que tampoco tienes que hacerlo, porque aunque tu madre sea la persona de referencia en tu vida, ella también tomó decisiones por ella misma, en su día.

Tu madre tampoco quiere que estés atada a ella y te permite vivir libremente sin ponerte trabas. No obstante, te da consejos a lo largo del camino aunque muchas veces no estéis de acuerdo.

Por supuesto que hay cosas que tu madre no sabe. Ese tipo de cuestiones las compartes con tu pareja o con tus amigos. Y de todas formas, ¿crees que lo sabes todo acerca de tu madre? Seguro que no. A pesar de que mantenéis una relación estrecha la dos tenéis vuestros secretos.

 

Sabes Compartir on EmailSabes Compartir on FacebookSabes Compartir on TwitterSabes Compartir on Youtube
Sabes Compartir
Editor at comosabes.com
Siempre necesitamos mensajes, ideas o humor para compartir con amigos en redes sociales, la vida es mas rica compartida, Lo Mejor de la Vida es Como Sabes Compartir lo mejor para el mundo, amigos, vecinos y familias.

Acerca de Sabes Compartir

Siempre necesitamos mensajes, ideas o humor para compartir con amigos en redes sociales, la vida es mas rica compartida, Lo Mejor de la Vida es Como Sabes Compartir lo mejor para el mundo, amigos, vecinos y familias.
Marcar el Enlace permanente.